La especie de dinosaurio con alas de murciélago que habrían descubierto paleontólogos

25

Los paleontólogos descubrieron que en la antigua China viviía un extraño depredador: un dinosaurio diminuto que volaba de árbol en árbol con unas enormes alas como las de un murciélago.

Este nuevo fósil, revelado por la revista Nature, es el segundo que posee plumas con indicios de grandes membranas de alas. El nombre que le pusieron fue: Ambopteryx, en en latín significa: «Ambas alas».

«Lo que me resulta más emocionante es que demuestra que algunos dinosaurios desarrollaron estructuras diferentes para hacerse voladores», afirma Min Wang, autor principal del estudio y paleontólogo del Instituto de Paleontología y Paleoantropología de Vertebrados de China.

ASI LO DESCUBRIERON:

Un agricultor local descubrió el fósil del Ambopteryx en 2017 a las afueras de una aldea cerca de Lingyuan, una ciudad en la provincia Liaoning, en el nordeste de China. Cuando el Instituto de Paleontología y Paleoantropología de Vertebrados adquirió el fósil, los investigadores creyeron que quizá se tratase de un ave primitiva, de forma que Wang —experto en la evolución primitiva de las aves— tomó la iniciativa. Pero cuando los preparadores retiraron cuidadosamente la roca excesiva, Wang se dio cuenta de que el animal no era un ave.

El fósil preserva en detalle cómo se alimentaba el Ambopteryx. Era con toda probabilidad un omnívoro oportunista: su estómago contiene gastrolitos como los de las aves herbívoras actuales, pero también fragmentos de hueso, una señal de que la criatura había disfrutado de un aperitivo cárnico poco antes de morir. El animal adulto pesaba unos cientos de gramos, gramo arriba gramo abajo.

Los investigadores aún están calculando sus capacidades de vuelo, aunque como mínimo parece estar preparado para planear entre los árboles. Sus patas sugieren que evolucionó para posarse en los árboles, pero en lugar de actuar como un ave cantora, el equipo cree que podría haberse comportado como las ardillas voladoras y los petauros del azúcar modernos.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here