Microchips en la mano, la nueva forma de pago

Varios consumidores británicos se han implantado esta nueva tecnología de acuerdo al Instituto británico para el Estudio del Sector de la Alimentación (IGD).

Es un microprocesador (RFID) del tamaño de un grano de arroz, el cual se coloca bajo la piel, entre los dedos pulgar e índice, a poca profundidad. Estos chips son los que utilizan las tarjetas sin contacto y los smartphones.

Un escáner permitiría leer el microchip y así conectarse de manera inmediata con los datos bancarios y de pago del cliente. Este microchip fue inventado por el inglés, Steven Northam y tiene un precio cerca de los 400 dólares.

Su procedimiento es similar al de un piercing, es necesario una aguja especial, sin anestesia y se pincha en esa área de la mano. No necesita mantenimiento y cualquier configuración se puede realizar desde la distancia.

Con este sistema, se podría pagar en cualquier tienda, entrar al tren, encender el carro e incluso abrir la puerta de la casa. Solamente debe acercarse esa parte de la mano al dispositivo con el que se desea interactuar. Incluso, ahora, un operador de tren en Suecia, ya acepta este método de pago, como bono de transporte. Solo es cuestión de pasar el teléfono por el chip de la mano y automáticamente se procesa el consumo.

Durante los últimos tres años, más de 3 mil personas han probado esta nueva tecnología. Los países como Australia, Alemania y Nueva Zelanda ya están empezando a utilizar esta nueva modalidad de pago.

*Con información de 20minutos, Soy502 y Daily Mail.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here