GUATEMALASACATEPÉQUEZ

¡Milagro en Antigua Guatemala! Retoña árbol sembrado por el Hermano Pedro

El famoso árbol fue sembrado por el Hermano Pedro en el jardín Los Laureles, de El Calvario, en Antigua Guatemala, en marzo 1657. Durante años los fieles se acercaron a él para recoger sus flores, a las cuales se les atribuyen efectos curativos.

El árbol fue declarado Patrimonio Cultural de la Nación en el 2004. El 9 de mayo de 2020 el árbol esquisúchil conocido también como árbol del Santo Hermano Pedro se derrumbó a consecuencia de las raíces que estaban podridas por una infección debida a un hongo, según informó en ese entonces el químico biólogo y microbiólogo Miguel Torres.

Este domingo 19 de julio en un vídeo difundido que se está haciendo viral se habla de una sorpresa en este árbol. El video iba a ser difundido hasta el 30 de julio, como parte de los 18 años de la canonización del Hermano Pedro, pero se ha adelantado para comentar que de las raíces del árbol caído empiezan a brotar retoños del mismo, lo cual es un símbolo de esperanza para que este árbol vuelva a crecer.

“Hace dos meses cuando se cayó el árbol me preguntaron qué nos quería decir el Hermano Pedro con esto y no tuve respuesta, ahora me atrevo a decir que el mensaje es que algo nuevo está naciendo, una nueva espiritualidad de una nueva humanidad”, comenta Fray Edwin Alvarado, Ministro provincial de los frailes franciscanos.

Durante el video Alvarado también pide por la recuperación de los enfermos, así como a los médicos y trabajadores de la salud durante la pandemia que vive el mundo.

La historia del árbol

En octubre del 2018, Torres descubrió que un hongo xilófago o destructor de la madera lo atacó, por lo que reunió a un grupo de científicos para abordar el problema. El hongo infectante fue identificado por biología molecular en Hungría como Ganoderma tuberculosum.

Torres explica que este hongo mata al árbol que infecta. Esto permitió que con autorización eclesiástica y presencia de testigos de honor, él extrajera una raíz del árbol original y fuera sembrada en el lado izquierdo de El Calvario, para que naciera un hijo legítimo del mismo.

En mayo al caer el árbol, desde el primer momento se empezó a trabajar con científicos y colaboradores para hacer distintos tratamientos, menciona Torres. “Se hicieron a las raíces sanas que quedaron cortes diagonales orientados para que los rayos del sol cada mañana secaran el área y es donde se lograron los retoños; además se incorporaron en el suelo hongos competitivos con el hongo infectante, bacterias benéficas y se utilizó compost orgánico para abonar de forma natural”, explica el especialista.

Torres agrega que se esperaba que en los primeros tres o cuatro meses retoñara para perpetuar el árbol. A la fecha hay tres brotes a quienes se les hará una poda selectiva para elegir los mejores retoños para que ahí crezcan y se desarrollen de manera óptima en los próximos siglos, como un conjunto de varios troncos.

Esto pronostica que se tendrán allí mismo cerca de tres árboles que crecerán y se espera que tengan una longevidad prolongada. El científico asegura que estos retoños podrían llegar a vivir de 300 a 400 años más. En este caso, la edad total del árbol sagrado podría llegar a ser de aproximadamente 700 años.

Meses antes de la caída del árbol. Torres comenta que se obtuvieron los permisos para hacer la extracción de parte de las raíces. Una de ellas pegó y está sembrado también en El Calvario. Es un hijo único del árbol. El mismo floreció recientemente.

En Guatemala hay unos 130 árboles de esquisúchil, sembrados por Miguel Torres en Antigua Guatemala en lugares relacionados con el Santo Hermano Pedro. La especie está en peligro de extinción.

Así lucía el árbol del Santo Hermano Pedro sembrado en 1657. (Foto Prensa Libre).

Fuente: Prensa Libre.

Recuerda descargar nuestra aplicación la cual te será de mucha utilidad para esta crisis, puedes pulsar sobre este texto para ir a la Play Store de Google, está disponible solamente para dispositivos Android.

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

9 + dos =

Cerrar